26-09-2013

Lo mejor del BAM 2013

Crónica escrita y gráfica de algunos de los mejores momentos que nos ha dejado el Festival BAM (Barcelona Acció Musical) 2013. Desde el Parc del Fòrum hasta los alrededores del MACBA. Desde Dorian hasta Havalina. Un paseo musical por la ciudad condal. 

 

Lo mejor del BAM 2013

 

Un año más, el Festival BAM, enmarcardo en las Festes de la Mercè de la ciudad condal, llenó de todo tipo de eventos culturales cada uno de sus rincones. El viernes le tocó el turno a uno de los recintos fetiche del indie patrio, como es el Parc del Fòrum, testigo cada mayo del evento indie por antonomasia, el Primavera Sound. En dos de sus escenarios se celebraron varios conciertos que mostraron la cara más abierta y comercial del pop independiente nacional.

Por desgracia, montar y editar a tiempo el reportaje de uno de los grupos que nos visitó este BAM en nuestro estudio, Second, que podéis disfrutar aquí, nos impidió llegar a tiempo a la primera actuación de la noche. Da igual que ya hubiéramos disfrutado del pop-rock de Miss Caffeina un par de veces este verano. No queremos que vuelva a ocurrir.

La banda que causó nuestro retraso  fueron Second. Los murcianos presentaban en Barcelona su recién editado disco MONTAÑA RUSA (Warner, 2013) y la verdad es que la respuesta de los allí presentes fue de lo más intensa. Varios centenares de personas presenciaron el buen hacer de los de Murcia y en las primeras filas los más acérrimos de la banda coreaban de principio a fin todas y cada una de las canciones, incluso las del nuevo larga duración, que centró la actuación de Sean Frutos y los suyos, brillando temas como Caramelos envenenados’  o Lobotomizados’. Por supuesto no faltaron alguno de sus temas mas míticos como un fantástico Más suerte’  o una coreadísima Psicopático’. Gran puesta en escena, sonido perfecto y una propuesta pop-rock que dará mucho que hablar. El único pero pasar de puntillas por su primer material en inglés a la altura, incluso muchas veces superior, de sus canciones en castellano. Pero con seis discos de estudio en su haber, encajarlo todo es difícil.

 

 

 

Supersubmarina jugaban sobre seguro. Son una de las bandas del momento y, aunque no llegaron al llenazo de Vetusta Morla el año pasado en el mismo escenario, arrastran masas allá por donde pasan. SANTACRUZ (Sony, 2013) funciona ante casi todo tipo de público, del más al menos exigente. En mis venas’,Ola de calor’  o Cometas’ son recibidas con pasión por los nuevos seguidores de la banda, mientras que con el final apoteósico de Puta Vida’ y Cientocero’  todo el anfiteatro cayó rendido a sus pies, por mucho que sus detractores quieran mirar para otro lado. Aunque algunos pensemos que hay muchas bandas en este país que quizás se merezcan más esa posición, la propuesta de los de Baeza funciona, y a las mil maravillas. Pese a quien le pese. Quizás mucha culpa de ello lo tenga lo cercanos y terrestres, rozando incluso la simpleza, que siempre se muestran, con un Jose Chino que no podía disimular la emoción cada vez que hablaba entre canción y canción, sobre todo al final del show, cuando anunció que cerrarían su Gira Santacruz en Barcelona, en su concierto número trece en la ciudad condal, el próximo 31 de enero.

 

 

 

Lo de Dorian, y a veces sabemos que nos repetimos en nuestras palabras, es encomiable. Han estado en todos los escenarios posibles de la península durante todo el verano. En Barcelona era la tercera vez que actuaban, la segunda gratis, en menos de un mes, y la asistencia a su concierto no tuvo nada que envidiar al de los jienenses. Un público quizás más entendido, basado en una carrera que ya supera la década, vibró con el concierto de madrugada de los de Barcelona en el Fòrum. Unas primeras filas llenas de incondicionales, de cualquier sexo y edad, que no paraban de corear uno tras otro sus éxitos y una banda entregadísima al jugar en casa. Como ya hemos comentado en otras crónicas de la banda, la contundencia y rotundidad de su sonido y puesta en escena no deja lugar a dudas. Las canciones del nuevo disco LA VELOCIDAD DEL VACIO (PIAS, 2013) se engranan a la perfección en su actual show, con ‘El temblor’ sobresaliendo como siempre. Pero esta vez lo mas destacable fue la respuesta masiva al karaoke de la icónica ‘A cualquier otra parte’  y sobre todo ese momentazo a capella de La tormenta de Arena’ , que puso los pelos de punta a más de uno, y que incluso hizo que un, a veces, lejano Marc se subiera a la valla para cantarlo junto a su público. Y es que las versiones en acústico de sus temas suenan como los ángeles, como ya nos habían demostrado en su visita a la Fnac, como podéis comprobar aquí.

 

 

 

 

Al día siguiente, sábado, el corazón del BAM se trasladaba al centro neurálgico de la ciudad, en concreto a los alrededores del Museo de Arte Contemporáneo de Barcelona, el MACBA, con los escenarios de la Plaça del Àngels y de la Plaça Joan Coromines, entre otras muchas ubicaciones y propuestas. 

 

Los primeros en aparecer fueron la banda que más ganas teníamos de ver. Los madrileños Havalina rompieron el fuego en la Plaça dels Àngels con su rocosa y contundente demostración de poderío rockero. Sonaron brutales, como siempre, en ese formato power trio que saca un sonido como pocas bandas, incluso con el doble de componentes, lo hacen. Quizás el único handicap fue la voz de Manu Cabezalí, que por momentos sonó algo difusa y baja de decibelios, pero la perfección instrumental en trallazos de la talla de La antártida empieza aquí’,Desierto’,  la mastodóntica El estruendo’, o esa obra maestra lisérgica que, tras mil escuchas, aún nos sigue poniendo los pelos de punta, como es Objetos personales’. Si estos tipos hubieran nacido en Detroit o Manchester serían una banda que llenaría estadios. El final con la tremenda Incursiones’ , demostrando lo injusto de aquel corte de sonido en el pasado Sonorama, directamente está al alcance de muy pocos.

 

 

 

Rodeando el MACBA nos acercamos a ver a los gallegos Disco Las Palmeras, otro power trio pero de diferente pelaje. No suenan tan contundentes como los madrileños, pero su insultante juventud aun les da mucho margen de evolución. Que nos os confunda el nombre, la suya es una propuesta oscura y cruda de psicodelia rock. Venían presentando disco, ULTRA (Matapadre, 2013), y sonó de maravilla en el pequeño escenario de la Joan Coromines. Retazos a lo Sonic Youth en el ruidismo y a Planetas en algunas melodías, el resultado es serio y atractivo. Una banda a tener muy en cuenta. La voz rocosa de Diego Castro y la imagen, tan afilada como su guitarra, de Julian Goicoa, lo merecen.

 

 

 

De nuevo en la Plaça del Àngels para ver, una vez más en los últimos meses, a la punta de lanza del indie galaico, Triangulo de Amor Bizarro. La expectación y la audiencia masiva a su concierto se encargaron de reconocer el buen momento por el que transitan. Su noise, quizás algo más dulcificado en su nuevo disco VICTORIA MÍSTICA (Mushroom Pillow, 2013), retumbó contra la paredes del MACBA ese Estrellas místicas’,  y en él basaron su concierto en Barcelona dejando espacio para alguno de sus temas anteriores más conocidos, como el adrenalínicoEllas se burlaron de mi magia’ , con un Rodrigo Camaño fuera de sí, o el momento de lucimiento de masas de Isa en De la monarquía a la criptocracía’. Se van a Mexico a telonear a My Bloody Valentine y no se nos ocurre mejor banda a la que le pueden abrir un concierto que a los irlandeses. Que les vaya bonito! Aquí os dejamos también la entrevista y el directo que pudimos disfrutar en el pasado Let's Festival presentando sus nuevos temas.

 

 

 

 

Esta vez atravesamos el Museo barcelonés pues nos había hablado muy bien del directo de otros –Galicia Calidade!- gallegos, Unicornibot. Parece que el ritual de enfundarse las cabezas en papel albal coronando un cuerno de unicornio plateado, mientras el bajo de Toño atrona, es ya habitual pero no deja de ser curioso y divertido, aunque, todo hay que decirlo, el único que aguantó todo el concierto con la máscara alumínica  fue Guille en la batería y, por la forma en que pega, el sudor que corría por dentro de la misma debía de ser abundante. Bandaza la de Pontevedra. Las comparaciones con la banda referente del hard rock instrumental del momento en España, Toundra, son inevitables. Quizás las canciones no alcancen a ser tan redondas como las de los madrileños y estén en un peldaño algo más progresivo, pero las similitudes son evidentes. ¿Y esto es negativo? Al contrario! Benditas estas maravillosas bandas de rock instrumental que llenan de talento y de decibelios los escenarios del país. Nos presentaron su genial tercer disco, MAMBOTRON (Matamadre, 2013) guitarrazo tras guitarrazo de Gayoso y Gon que hizo las delicias de los allí reunidos, licor café incluido, ese invento gallego para conquistar el mundo. Les deseamos suerte para su gira de pequeños garitos por Europa.

 

 

 

Cerraron la noche en el escenario grande los galeses The Future of the Left. Su sonido es furioso, contundente y milimétrico, todo está en su sitio y suena perfectamente engrasado. Su imagen, oscura en vestimenta y gesto, es perfecta, y cumpliendo esa máxima de banda de rock con fémina decididamente atractiva en el bajo. Quizás chocan un poco las bromas de extraño humor británico que de vez en cuando suelta su cantante Andy “Falco”, pero que ayudan a distender un concierto que se muestra algo plano debido a la básica originalidad de las canciones, cortadas la mayoría por el mismo patrón. Aunque sonando con esa contundencia se les perdona.

 

 

(CC) INDIEGENTESTV, 2013

CRÓNICA Y FOTOS: XandreRL (@XandreRL) y Rosita Vedder

DMC Firewall is developed by Dean Marshall Consultancy Ltd